[LE}> «Remitir las precipitaciones» es que aflojan, no que cesan

El verbo ‘remitir’, cuando acompaña a fenómenos meteorológicos, significa que estos disminuyen en intensidad, no que cesan o se interrumpen.

Uso inadecuado

  • La calima mañana ya será menos y el sábado remitirá, salvo sorpresa de última hora.
  • El viernes esperamos algunas precipitaciones débiles al amanecer, pero remitirán rápidamente.
  • Por la tarde y la noche, las lluvias disminuirán en muchos puntos, pero no remitirán totalmente.

Uso adecuado

  • La calima mañana ya será menos y el sábado desaparecerá, salvo sorpresa de última hora.
  • El viernes esperamos algunas precipitaciones débiles al amanecer, pero cesarán rápidamente.
  • Por la tarde y la noche, las lluvias disminuirán en muchos puntos, pero no cesarán totalmente.

El Diccionario de la lengua española recoge ‘remitir’ con el sentido, entre otros, de ‘ceder o perder parte de su intensidad’, que es el que se ajusta a los contextos de fenómenos meteorológicos. Por ello, es adecuado utilizar este verbo cuando se habla de algo que afloja, como las precipitaciones, la fiebre o las temperaturas: «Allí las lluvias remitirán esta tarde para intensificarse conforme vaya transcurriendo el fin de semana».

Si se quiere aludir a la finalización de estos fenómenos, se puede optar por otros verbos, como cesar, acabar, desaparecer, interrumpirse, etc.

Fuente

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s