[Canarias}> Por qué el nombre no debe ser Tajogaite

19-09-2022

Equipo Espeleología Volcánica*

Por qué el nombre no debe ser Tajogaite

  • Porque se está haciendo creer que el nombre ya está decidido y oficializado. Pero no es así.
  • Porque se está haciendo creer que se ha realizado una votación vinculante donde la ciudadanía de La Palma se ha manifestado en igualdad y elegido este nombre. Pero no es así.
  • Porque la plataforma “Revivir El Valle” no es ningún interlocutor válido para proponer una votación para decidir ningún nombre. Porque se está tratando de hacer creer que la consulta fraudulenta de “Revivir El Valle” es vinculante y que el nombre del volcán se ha oficializado en base a esa votación, cuando no es así.
  • Porque en la fase de propuesta de nombres para la votación de “Revivir El Valle” ni siquiera participaron 40 personas. Y esta fase no fue dada a conocer en la prensa.
  • Porque la votación de “Revivir El Valle” para elegir la denominación fue dada a conocer públicamente en prensa cuando la fase de propuesta de nombres ya estaba cerrada. El 30% de esos nombres (propuestos por menos de 40 personas) eran variantes de “Tajogaite”. Ninguno de esos nombres (propuestos por menos de 40 personas) incluía los nombres populares que ya tiene el volcán. Porque si el grueso de votantes que participaron en la elección hubiera sido de La Palma, que no lo fue, supondría apenas el 5% del censo de palmeros.
  • Porque los palmeros ya le hemos dado varios nombres, y Tajogaite no es uno de ellos.
  • Porque “Tajogaite” es una imposición, entre otros, de un diario tinerfeño.
  • Porque poco antes de imponer ese nombre, el mismo diario reconocía que la erupción había comenzado en Cabeza de Vaca – Los Pelados. Hasta que cayeron en la cuenta de que la realidad toponímica no les convenía, y buscaron salir del paso con un nombre aborigen, fuera como fuera.
  • Porque el mismo diario impuso en su momento el nombre Teneguía. ¿Con qué derecho?
  • Porque el volcán no reventó en la Hoya de Tajogaite. Porque en realidad no existió la Hoya de Tajogaite, sino la Hoya de Las Plantas. Pero es que, además, el volcán reventó inicialmente más arriba, aunque luego los principales centros emisores se concentrasen en la Hoya de Las Plantas.
  • Porque Tajogaite, según la cartografía de rescate toponímico del Cabildo de La Palma (elaborada en 2012, lejos de ningún interés actual), era un Llano al norte de Montaña Rajada. A más de 1,5 km del lugar inicial de la erupción y a más de 1,2 km de los centros emisores principales. Ver figura.

clip_image001[1]

  • Porque Tajogaite significaría, pretendidamente, Montaña Rajada, y ya hay un volcán llamado así.
  • Porque no hay registrado ni un solo topónimo aborigen en más de un kilómetro a la redonda respecto al lugar de la erupción.
  • Porque Tajogaite existía antes de la erupción como una marca comercial.
  • Porque la promoción de ese nombre forma parte del argumentario de un partido político, y nada en este volcán debería politizarse.
  • Porque uno de los mayores defensores de “Tajogaite”, el arqueólogo Jorge Pais, se ha desacreditado a sí mismo en materia de toponimia volcánica, al proponer en octubre que el volcán debía llamarse “Tacande”, cuando ya existía un volcán nombrado así (Montaña Quemada o Tacande, ~1470).
  • Porque el mismo Jorge Pais reconoce que no tiene ni idea de dónde viene la palabra, o de qué significa, y que genera confusión con Tagoja, una montaña en el este de la isla.
  • Porque el Involcan no tiene ningún derecho a ponerle nombre a los volcanes de nuestra tierra; ni siquiera de la suya. Pero promueve “Tajogaite” casi desde el inicio de la erupción. Y es una falta de respeto que ya utilice el nombre como definitivo en sus publicaciones científicas.
  • Porque es falso el pretexto de que los otros volcanes históricos tengan denominación aborigen. La mayoría de los palmeros, de hecho, no lo tiene. Solamente Tajuya o Jedey (1585) y Teneguía (1971) cuentan con nombre único aborigen, y en el segundo caso vino impuesto desde Tenerife.
  • Porque al volcán submarino del Hierro (2011-2012) ya se le dio un nombre en contra de la opinión de los herreños, un nombre además erróneo, y aquí no debe volver a pasar.
  • Porque no es tiempo ni de aborígenes, ni de santos. Sino de la gente de La Palma.
  • Porque debe realizarse una consulta vinculante, representativa, para toda la ciudadanía palmera, a partir de la cual se elija un nombre, y no a partir de un puñado de votos cosechados prácticamente a escondidas, que es lo que se ha hecho. Y esta consulta debe organizarla el IGN, que es quien tiene las competencias para oficializar el nombre del volcán.
  • Porque los palmeros ya le hemos dado nombres. Lo llamamos Monstruo, lo llamamos Bicho, lo llamamos Cabrón.
  • Porque lo que ha pasado no es una broma, y no debe olvidarse ni dulcificarse. Y porque el nombre se decide en La Palma, no en Tenerife, ni en el afán de protagonismo de instituciones o particulares.

(*) Equipo Espeleología Volcánica. Desde mediados de octubre de 2021, este equipo estudia la formación de tubos volcánicos en las nuevas coladas, bajo la coordinación de Octavio Fernández Lorenzo, vicepresidente de la Federación Canaria de Espeleología & Co-autor de contenidos del Centro de interpretación de las cavidades volcánicas “Caños de Fuego”.

Fuente

[Canarias}> La Palma: Las cifras de una cicatriz aún abierta, un año después

18-09-2022

La Palma: Las cifras de una cicatriz aún abierta, un año después

La peor y más larga erupción en la historia de La Palma ha obligado a movilizar un volumen de recursos públicos y a una velocidad sin precedentes en la historia de los desastres naturales en España, para afrontar una ingente tarea de reconstrucción que no ha hecho nada más que comenzar.

clip_image001

Cumplido un año desde que estalló el volcán, y nueve meses desde que se apagó, casi 200 afectados siguen viviendo en hoteles porque no tienen otro lugar donde alojarse y los sectores que mueven la economía palmera, la agricultura y el turismo, aún debaten cómo podrán recuperarse. Estas son algunas de las magnitudes del volcán al que poco a poco llaman Tajogaite y de sus consecuencias.

EL VOLCÁN

DURACIÓN: 85 días y ocho horas de erupción, del 19 de septiembre al 13 de diciembre de 2021, la más larga de cuantas ha sufrido la isla desde el siglo XV y la tercera en la historia de Canarias, tras la de Timanfaya, en Lanzarote (2.055 días, entre 1730 y 1736), y el volcán submarino Tagoro, en El Hierro (147 días, ente 2011 y 212).

VOLUMEN EMITIDO: El volcán expulsó 217 millones de metros cúbicos de materiales, según la última cartografía en 3D realizada por el Instituto Nacional de Vulcanología de Italia y su homólogo canario, Involcán, sin contar el material depositado bajo el mar en los dos deltas que formó la lava en la costa de Tazacorte. Es decir, emitió tanto material como los seis que le precedieron en la historia de La Palma juntos, a un promedio de 27 metros cúbicos por segundo (m3/s), tasa que en algunos días se acercó a los 60 m3/s. Si esos 217 millones de m3 fueran de agua, bastarían para llegar todos los embalses de provincias como Álava, Castellón, La Rioja o Teruel.

EL CONO: ocupa una superficie de 0,6 Km2 (60 hectáreas), sobre la que se depositaron 36,5 millones de metros cúbicos de materiales, que levantaron una montaña de 187 metros de altura en lo que hasta entonces era una hondonada de la ladera oeste de Cumbre Vieja. La cumbre del volcán está situada a 1.121 metros de altitud.

LAS COLADAS: Cubrieron de lava 11,8 Km2 (1.180 hectáreas), el 1,69 % de la superficie de la isla. Esa tremenda losa de roca fundida que se va enfriando lentamente desde los 1.140 grados que llegó a alcanzar abarca seis kilómetros desde el cono hasta la costa, con unos tres kilómetros de anchura máxima, y tiene una extensión que casi bastaría para sepultar la ciudad de Melilla (12,3 Km2). La forman 177,6 millones de metros cúbicos de materiales, cuyo espesor medio rebasa los 15 metros, pero que en algunos puntos alcanza los 65 metros, suficientes para tapar por completo estadios como el Camp Nou (48 m) o el Santiago Bernabéu (45 m).

LOS DELTAS [FAJANAS]: A su llegada al mar, la lava formó dos deltas en la costa de Tazacorte que suman 48 hectáreas de superficie, es el terreno más joven de España. En el mayor, de 43,4 hectáreas, cabe el Estado Vaticano entero. Debajo está una de las playas más cotizadas para los amantes del surf en Canarias, Los Guirres, que ha pasado a la historia, pero el mar ya ha formado en ellos otros pequeños arenales aún vírgenes y la vida comienza a colonizar las rocas sumergidas.

EL DESTROZO

  • Más de 7.000 personas evacuadas de sus casas, buena parte de ellas al menos durante los tres meses que duró la erupción. Es el 8,2 % de la población de La Palma.
  • 2.329 personas residían en el perímetro cubierto por la lava o la ceniza, el 7,1 % del censo de los tres municipios que atraviesan las coladas, El Paso, Los Llanos de Aridane y Tazacorte.
  • 1.676 edificaciones fueron destruidas o dañadas por las coladas, entre ellas 1.345 viviendas, 180 cuartos de aperos agrícolas, 75 edificios industriales, 44 instalaciones de ocio y hostelería y 16 inmuebles de uso público, como colegios o iglesias, entre otros. Barrios enteros, como Todoque, ya no existen y otros, como La Laguna, tienen ríos de roca en mitad de sus calles
  • 73,8 kilómetros de carreteras y vías urbanas fueron sepultadas, la gran mayoría (65 %) en un Los Llanos de Aridane.
  • 370 hectáreas de cultivo afectadas, entre ellas 228 de plátano, 68 de viñas y 27 de aguacate.
  • 982 millones de euros en daños de todo tipo, a bienes públicos y privados, según la estimación del Gobierno de Canarias.

LA RECONSTRUCCIÓN

  • 565,54 millones de euros en ayudas para La Palma ya entregadas por el Gobierno central con la colaboración del Ejecutivo canario, con 7.091 expedientes de iniciados a instancias de los damnificados, el 96 % ya firmados, según último balance, publicado el viernes.
  • 213,47 millones de euros: cantidad abonada por el Consorcio de Compensación de Seguros por daños en La Palma hasta el 28 de julio, sobre un total de 234 millones solicitados. 182,79 millones corresponden a viviendas, 22,44 millones a comercios, hoteles, oficinas y otro tipo de inmuebles y casi un millón a vehículos.
  • 139 viviendas y casas modulares compradas por el Gobierno de Canarias para ponerlas a disposición de quienes perdieron su hogar y 488 ayudas para el pago de alquileres concedidas.
  • 13,64 millones de euros recibidos por el Cabildo de La Palma en donaciones públicas y privadas para los afectados. 7,22 millones se han entregado a 2.941 familias que perdieron su casa o no pueden habitarla (en cantidades que dependen del número de miembros) y 6,34 millones distribuidas entre 634 familias a razón de 10.000 euros cada una. El Cabildo ha cubierto 420.000 euros con fondos propios.
  • Una carretera provisional cruza la colada desde La Laguna a Las Norias por encima de la lava, con importantes restricciones (solo de día, a 20 km/h y con prohibición de detenerse o bajarse del vehículo, porque hay temperaturas de hasta 600 grados en los alrededores). Sus cuatro kilómetros evitan dar un rodeo de dos horas (80 km) por la cumbre, Santa Cruz y Fuencaliente para ir de los barrios que quedaron al norte de la colada a los del sur.

PERO…

  • 180 personas siguen viviendo en hoteles un año después, más de la mitad de ellas (108) vecinos de Puerto Naos y La Bombilla, los dos núcleos desalojados por las altas concentraciones de CO2 y otros gases volcánicos, a niveles que pueden resultar letales. A ellos se suma una cifra no determinada de personas que residen con familiares o en otro tipo de alojamientos, como caravanas.
  • 93 niños han perdido su colegio de siempre: 44 son alumnos de dos centros que desaparecieron bajo la lava (los CEIP Todoque y Los Campitos) y los 49 del que ha quedado inutilizado en Puerto Naos (CEIP María Milagros Acosta). Están agrupados en un centro provisional en Los Llanos de Aridane.
  • El precio de la vivienda se ha disparado como consecuencia de todos los inmuebles perdidos y del impacto de la gran cantidad de afectados que busca un alquiler o una compra al mismo tiempo. No hay datos oficiales, pero portales como Idelista.com estiman que los precios de compra han subido en el último año un 21,4 % en Los Llanos de Aridane, un 20,1 % en Tazacorte y un 24,7 % en la capital de la isla, Santa Cruz. Esto es cuádruple de lo que han subido en el conjunto de Canarias, según la misma fuente (5,7 %). Y los alquileres también notan esa misma presión.
  • Unas 4.000 camas turísticas están fuera del mercado debido a las restricciones de seguridad por la presencia de gases en Puerto Naos, aunque los inmuebles donde se encuentran no sufrieran daños físicos. A La Palma le quedan como resultado unas 11.000 camas operativas.
  • Cientos de propietarios no saben si podrán recuperar las fincas y las casas que quedaron bajo la lava. Esos suelos siguen siendo suyos, pero cómo llegar a ellos, qué uso podrán darles y para qué servirán, son cuestiones que aún emergen en toda reunión de afectados.

Fuente

[Canarias}> La huella del volcán de La Palma: imágenes de un año convulso

La huella del volcán de La Palma: imágenes de un año convulso

El 19 de septiembre de 2021 el volcán de Cumbre Vieja explotaba en la isla de La Palma. Durante más de 85 días aterrorizaría a sus habitantes y conmocionaría al mundo. Un año después, aún quedan heridas sin cerrar: familias sin hogar, centros turísticos inactivos por los gases, y la producción de plátanos bajo mínimos. Éstas son imágenes de entonces y de ahora

[Canarias}> Los cronistas de la primera circunnavegación / Luis García Rebollo

04/09/2022

Luis García Rebollo*

Los cronistas de la primera circunnavegación

Los notarios oficiales de la histórica expedición de Magallanes y Elcano que en 1519 hizo escala en Tenerife fueron cinco funcionarios nombrados por la Casa de Contratación con el consentimiento del rey

La primera circunnavegación del mundo fue sobre todo una gesta científica, además de náutica. De la mano del entonces más importante centro científico del mundo: la Casa de Contratación de Sevilla para las Indias, las Islas Canarias y el África atlántica. Fruto de una larga tradición que se remonta a San Isidoro, que ya en la Hispania visigoda potencia los estudios de cosmología y ciencias naturales.

Y más tarde a Alfonso X el Sabio que funda en Toledo la Escuela de Traductores, donde reúne a los mejores sabios de la época para trabajar en un proceso de recopilación científica nunca antes conocido en Europa, traduciendo al latín los textos recogidos por árabes y judíos de la cultura clásica barrida tras la caída del imperio romano.

Promotor también de Las Siete Partidas de 1265 sobre la base del derecho romano de Justiniano, pocos años después de que la primera armada Castellana tomara Sevilla rompiendo el puente de Triana. Ciencia, ley y barcos que harían de Castilla una gran potencia marítima en los siglos que siguieron y en el comercio hanseático.

Tras su fundación en 1503 por los Reyes Católicos, la Casa de Contratación pasa a concentrar todo el desarrollo de las ciencias astronómicas para la navegación de altura, la elaboración de cartografía y derroteros, la fabricación de instrumentos y la formación de pilotos, además de la organización de las expediciones a ultramar. Cuyo equivalente en la carrera espacial podría ser, para hacernos una idea, la National Aeronautics and Space Administration (NASA).

En ese sentido, decir que el proyecto de llegar a la Luna había sido concebido por el comandante del Apolo XI, Neil Armstrong, olvidando los Apolos anteriores, vendría a sugerir el mismo exceso que sostener que el proyecto de llegar a las islas de la especiería había sido concebido por Magallanes.

Cuando éste desplazó al piloto de la Casa de Contratación, Esteban Gómez, quién había pedido antes al Emperador capitanear esa expedición. Y antes que ellos, Juan Díaz de Solís, Piloto Mayor de la Casa de Contratación, que tras hacer escala en Santa Cruz de Tenerife llegó hasta el Rio de la Plata, donde murió, en busca de la especiería.

O la expedición anterior, de 1508, protagonizada también por Solís y Vicente Yáñez Pinzón. Sin olvidar las que salían desde el Caribe, como la de Francisco de Garay, de 1518, buscando el paso interoceánico. O las que ya recorrían las costas del Pacífico desde el golfo de San Miguel, de las que el propio Emperador advierte a Magallanes en las Capitulaciones para no entrar en conflicto. Todas bajo el amparo de la Casa de Contratación (en la carta náutica universal de Diego Ribero de 1529 figuran los descubrimientos en la costa del Pacífico realizados tan sólo un año antes).

Pero quizás el mayor error de bulto sobre los protagonistas de la primera circunnavegación se cometa con Pigafetta, para muchos “cronista oficial”, bautizado por García Márquez como un pionero del realismo mágico. No le falta razón al premio nobel por lo fantástico de los relatos del vicentino ya que: “ni todo lo que cuenta es cierto ni lo cuenta todo”. Echarse ciegamente en sus brazos conduce lamentablemente a irremediables errores historiográficos.

Pigafetta llega a la Península tan sólo unos meses antes de salir la expedición en el séquito de monseñor Francisco Chieregati, nuncio apostólico de S.S. el Papa Adriano VI en visita al Emperador. Enterado del viaje que se organizaba a la especiería consigue embarcarse por intermediación del nuncio con la clara intención, según sus propias palabras, de: “proporcióname a mí mismo satisfacción, y me alumbrarán renombre en la posteridad”, lo que podríamos definir como mero oportunismo.

Obviamente sabía que, por la recomendación que le avalaba, tendría la oportunidad de compartir mesa y mantel con los mejores astrónomos y navegantes del mundo, además de consultar la más importante biblioteca náutica embarcada.

Fiel a su propósito, a pesar de no ser seleccionado por Juan Sebastián de Elcano para dar testimonio ante el Emperador y su asistente Maximiliano Transilvano, insiste en ser recibido en la Corte para presentar un relato de la circunnavegación que publicaría Pedro Mártir de Anglería, cronista de Indias. Relato mucho más breve e incompleto que el de Elcano y sus acompañantes, tanto que ni siquiera recoge el paso de la expedición por Canarias.

Como no obtiene ningún beneficio de la corte española, se presenta ante Juan III de Portugal para dar cuenta de la expedición. Más tarde, en 1525, el mismo año que Elcano muere en el Pacífico y Esteban Gómez (desplazado por Magallanes) termina de cartografiar toda la costa este norteamericana, entrega otra versión del viaje a la reina regente de Francia (Francisco I estaba preso en Madrid).

En esta versión hace referencia a una sola escala en Tenerife, sin mencionar Montaña Roja. Un relato que publicaría pocos años después Giovanni Battista Ramusio junto con el testimonio de Juan Sebastián de Elcano y el de un tripulante anónimo.

En años sucesivos, hasta su muerte, Pigafetta iría escribiendo nuevas relaciones ampliadas de la circunnavegación que entregaría al Papa Clemente VII, al rey de Francia y al Gran Maestre de Rodas. Una versión de esta última sería encontrada en la Biblioteca Ambrosiana de Milán por el archivero Carlos Amoretti en 1795 que, corregida y comentada, publica en el año 1800. Obra en la que a su vez se basa el escritor Stefan Zweig para su archiconocido “Magallanes, el hombre y su gesta”. Una suerte para el realismo mágico y un desastre para la historiografía.

Ya que, sin desdeñarla, en la obra de Pigafetta es preciso distinguir lo real de lo fantástico y las fuentes en las que se inspira. Parece obvio que la biblioteca y los diarios de a bordo le resultaron de gran utilidad mientras le permitieron consultarlos. Sirva de ejemplo su descripción del árbol del agua, el “Garoé”, que erróneamente sitúa en Tenerife, en términos muy parecidos a los del derrotero de Fernández de Enciso de 1518.

O el de sus coordenadas de la situación de las naos, que son bastante exactas hasta que muere Magallanes y pasan a ser disparatadas cuando navega en la Victoria a pesar de que Francisco de Albo las calcula con gran exactitud. Pero quizás lo más flagrante es la copia literal de métodos de navegación de la Casa de Contratación, fruto de siglos de investigación y experiencia, en particular del Regimiento de Longitudes de Rui Falero, incluso donde se menciona a Tenerife como origen de longitudes de la expedición.

Son sobradamente elocuentes las observaciones de Carlo Amoretti sobre este asunto: “… estos (métodos) eran un misterio reservado para un pequeño número de sabios… Ahora estos métodos, que pocos conocían entonces, y que nuestro Pigafetta ha recogido y expuesto en su Tratado, son los mismos que, aún hoy, son considerados los mejores…”.

Igual que la NASA no confió los mandos del módulo lunar a un recién llegado, tampoco la Casa de Contratación confió “la pluma del Rey” a Pigafetta. Los cronistas, escribanos y notarios oficiales de la expedición fueron León de Espeleta en la Trinidad, Sancho de Heredia en la Concepción, Antonio da Costa en la Santiago, Martín Méndez en la Victoria y Gerónimo Guerra en la San Antonio.

Ninguno rindió viaje en la Victoria, pero son los autores de la mayor parte de la documentación fidedigna que se conserva de la gesta. Eran funcionarios nombrados con el consentimiento del Rey, anotaban y “certificaban” todos aquellos acontecimientos, nuevos territorios, actos de impartición de justicia o de interés para la Corona y “de su mano”, por ese motivo ni siquiera Magallanes podía cesarlos. Ejercían su autoridad a través de los alguaciles como agentes judiciales, registrando además los cargos de material y la carga, quintaladas por tripulante, testamentos, fallecimientos, sueldos, etc.

A ellos expresamente van dirigidas estas líneas por su anónimo y trascendental trabajo aún huérfano de reconocimiento.

(*) Presidente de la Tertulia Amigos del 25 de Julio. Autor del libro: “La primera escala de la expedición Magallanes-Elcano”

Fuente

[Col}> A propósito del partido del CD Atlético Paso frente a la UD Melilla

31-08-2022

Carlos Valentín Lorenzo Hernández

A propósito del partido del CD Atlético Paso frente a la UD Melilla

El Atlético Paso debutará en la segunda división de la Real Federación Española de Fútbol en matinal dominical, el 4 de septiembre y en el Estadio Municipal Álvarez Claro, de la Ciudad Autónoma de Melilla.

Este enfrentamiento nos trae a la memoria aquel curioso episodio, acaecido durante la temporada 1989/90, cuando formaron parte del Atlético Paso, de manera muy fugaz, dos jugadores provenientes de un equipo de esta población norteafricana.

Tras el logro de la permanencia conquistado por el club verdinegro la temporada 1988/89, año de su estreno en la tercera división nacional, se produjo el relevo en el banquillo de cara al nuevo curso futbolístico: Quico Acosta sustituyó a Valentín Toste.

Comenzaba la liga el Atlético Paso con algunas novedades en la plantilla respecto a la temporada anterior, entre las que destacaba el fichaje de Juan José Sánchez Martínez “Peluca”, jugador sevillano, delantero centro, procedente del Macael, equipo almeriense de la tercera división, donde había promediado un buen balance anotador.

A la finalización de la primera vuelta, el equipo verdinegro se situaba en puestos de descenso, y el entrenador, Quico Acosta, fue sustituido por el técnico hispano-venezolano, Nerio Hernández, con la intención de que funcionara como revulsivo y reaccionara el equipo.

Además, aprovechando las fechas del mercado invernal, la directiva del Atlético Paso decidió incorporar a varios jugadores como refuerzos en un intento por salvar la categoría. Así, en enero de 1990 se ficharía al guardameta José Barrientos García, natural de Ceuta, procedente del equipo de tercera división, grupo décimo, Atlético Ceuta.

Este portero siempre tendrá un hueco en la memoria colectiva de los aficionados verdinegros por el gol que consiguió frente al Icodense, en un despeje de portería a portería y que, a través de las imágenes de televisión, dio la vuelta a España, en marzo de 1990.

A principios de febrero de 1990, Nerio Hernández solicitó a la directiva pasense el fichaje de Francisco Lorenzo García “Fisco”, ex jugador del CD Mensajero y SD Tenisca, que se encontraba jugando en la UD Breña Baja de la primera categoría territorial.

También se rumoreaba, en los círculos futbolísticos del conjunto de la Ciudad de Los Almendros, que existía la posibilidad de que dos jugadores peninsulares se incorporaran al equipo verdinegro “en próximas fechas”.

El 15 de febrero llegaron a La Palma los dos refuerzos para el conjunto verdinegro, aunque mal comenzaba este capítulo, porque en principio no se trataba de los jugadores que se habían comentado inicialmente.

De la mano del agente y promotor futbolístico de Algeciras, Miguel Morilla, que también se desplazó a nuestra Isla, se presentaron ambos futbolistas en el Municipal de El Paso. Los jóvenes fichajes provenían del Club Deportivo Real de Melilla, de la categoría preferente.

Los mismos eran: Juan Miguel “Juanmi”, de 21 años de edad, cuya posición era la de centro delantero nato, y Hassan Mohamed Lahasen, de 22 años, que se desenvolvía en cualquier puesto de la delantera.

El redactor deportivo del Diario de Avisos, Miguel Pérez, señalaba en las páginas de este periódico, en la edición del sábado 17 de febrero de 1990, que: “Los jugadores melillenses ya comenzaron a entrenar, y es posible que el técnico pasense, Nerio Hernández, cuente con ellos para su desplazamiento a Tenerife para vérselas con el CD Puerto Cruz en el Estadio El Peñón, el domingo, a partir de las doce del mediodía”.

El domingo 18 de febrero, en la jornada 24 del campeonato, en un desafortunado y flojo encuentro disputado por el Atlético Paso, el CD Puerto Cruz se impuso por tres goles a cero.

La prensa destacó de aquel partido que: “El Puerto Cruz evidenció una clara superioridad sobre el Atlético Paso, en un encuentro que dominó durante la mayor parte del mismo, y creó numerosas jugadas de peligro, mientras que los palmeros no pudieron contener a sus rivales y, las pocas ocasiones de gol de que dispusieron, el meta portuense, Domingo González, se encargó de neutralizarlas”.

A los catorce minutos de juego, el equipo portuense ya ganaba por dos goles a cero. El primero conseguido por Goyo, en el minuto 2 de partido, en jugada personal tras un tiro desde fuera del área. El segundo por medio de Oti, al transformar un penalti.

Poco después tuvo su más clara ocasión el equipo verdinegro de acortar distancias en un penalti señalado por el árbitro, por manos del defensa Balbino.

La pena máxima la ejecutó Peluca, pero el cancerbero portuense, en una buena intervención, desvió el balón a córner. A partir de ahí los palmeros se desmoralizaron y el Puerto Cruz continuó dominando el partido.

Fue en esos momentos cuando el entrenador pasense, Nerio Hernández, movió el banquillo, intentando aportar soluciones al mal partido que estaba realizando su equipo. Así, en el minuto 20 debutaría el primero de los jugadores norteafricanos, cuando Hassan M. sustituyó a Peluca.

Diez minutos más tarde, Juanmi haría lo propio con Sergio. Al filo del descanso, los del norte de Tenerife consiguieron su tercer gol, por mediación de Víctor, que prácticamente sentenció el encuentro.

La aportación de los jugadores procedentes de Melilla fue inexistente, evidenciando un muy bajo nivel futbolístico, al menos así lo pusieron de manifiesto desde la dirección deportiva del Atlético Paso.

At. Paso

Alineación que presentó de inicio el Atlético Paso frente al CD Puerto Cruz el 18 de febrero de 1990.

De izquierda a derecha.

  • De pie: Barrientos, Sixto, Fisco, Francisco, Peluca y Joaquín.
  • En cuclillas: Álvarez, Jorge Pérez, Armando, Juan Carlos y Sergio.

De la misma manera, un tanto confusa y hasta casi sigilosa, con la que llegaron al conjunto de El Paso, los jóvenes futbolistas emprendieron la marcha de regreso, quedando como escaso bagaje de su breve paso por el conjunto verdinegro, la disputa de 70 y 60 minutos respectivamente, por parte de Hassan Mohamed Lahasen y de Juanmi, en el estadio de El Peñón de la ciudad turística del norte de Tenerife.

Finalmente, el Atlético Paso no pudo conseguir el objetivo de salvar la categoría, y concluía, tras dos temporadas, el primer ciclo del conjunto pasense en la tercera división nacional.

De los dos jóvenes futbolistas nunca más tuvimos noticias deportivas, al contrario que del agente deportivo, Miguel Morilla, que trajo a esos jugadores norteafricanos a probar fortuna en nuestro equipo, y de quien sí hemos tenido noticias, algunas de ellas no exentas de polémica, por su vinculación en determinadas épocas a la dirección del Algeciras CF.

Quizás la visita del Atlético Paso el próximo domingo a Melilla pueda ser una buena oportunidad para el reencuentro con aquellos futbolistas que tuvieron una efímera presencia en nuestro equipo.