[*Opino}— El trato que en España reciben las películas —como ‘Roma’— y series de TV extranjeras

09-01-2019

Carlos M. Padrón

El artículo titulado «‘Roma’, una película en español subtitulada en español» en el que se destaca que la polémica creada por los rótulos —subtítulos— del filme de Cuarón que convierten “enojarse” en “enfadarse” o cambian el “ustedes” por “vosotros”, y en otro artículo que insiste en que Cuarón diceMe parece muy ofensivo para el público subtitular ‘Roma’ al español se explica bastante bien, aunque no en su totalidad, lo aberrante de la práctica española de adulterar los diálogos —y, por tanto, el argumento— de series y películas extranjeras. Esto, como creo que ya he dicho en este blog, pone de manifiesto una especio de regodeo en poner en boca de actores palabras que no han dicho, y traducir lo que no guarda relación con el origen.

Por ejemplo, el inglés I love him so much lo he visto traducido como “Lo quiero que te cagas”: grosería innecesaria. El inglés This sucks lo he visto traducido como “Esto está como el culo”: grosería innecesaria. Y el silencio absoluto lo he visto traducido en palabras que nadie pronunció: engaño descarado.

¿No habría sido mucho más apegado a la realidad traducir I love him so much como “Lo quiero mucho”, que es lo que realmente significa; traducir This sucks como esto apesta o da muy mal olor o huele horrible, que es lo que realmente significa; y dejar de poner palabras al silencio por cuanto silencio es silencio?

Vi la muy buena película Roma y me resultó ofensico, como bien dice Cuarón, lo de poner un “vosotros” en boca de mejicanos. Ese vosotros suena ridículo entre los más de los casi 500 millones de hispanohablantes, incluidos la mayor parte de nosotros, los Canarios.

Para colmo, y a pesar de que la expresión hablada representa el 60% del valor actoral, hay en España articulistas que hablando de películas o series extranjeras publican en medios digitales secciones con varios artículos que comienza con “Crítica de…”, y que se basan en la versión doblada —o sea, adulterada— de la película o serie en cuestión, algo que cae en el campo del fraude y lo recalcitrante.

Y sí, tal vez porque en España hay detrás de los doblajes un poderoso monopolio, Netflix suele incluir dos versiones de subtítulos: la de español de Latinoamérica y la de castellano, a la que llamo castizo porque me suena mejor que español de España. Y ese monopolio ha ido deteriorando la calidad de lo que hace, porque los diálogos castizos de lo que dobla me resultan inteligibles en películas viejas, pero para poder entender los de películas nuevas debo recurrir a ponerles subtítulos en inglés porque, sobre todo el áspero siseo de la voz femenina y su irregular inflexión, hacen que yo entienda apenas un 40% de lo que dicen.

Artículo relacionado

Un comentario sobre “[*Opino}— El trato que en España reciben las películas —como ‘Roma’— y series de TV extranjeras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s