[FP}— Nos ha dejado un para mí más que querido amigo: José Luis Herrera Pais (q.e.p.d.)

01-02- 2021

Carlos M. Padrón

Aunque su nombre era José Luis, todos, y desde siempre, lo llamamos Luis o, si había que especificar, Luis Herrera. Ésta es la foto que puso y mantuvo en WhatsApp hasta el momento de su muerte.

De WApps

Luis nació y se crió en la casa cuyo solar lindaba con el de la mía natal. De ahí que fuéramos amigos desde niños y que juntos hiciéramos algo, casi todos los días, hasta que yo dejé El Paso en 1957. Por vínculos de vecindad y afinidad, la relación entre su familia y la mía fue muy estrecha, mucho más que la que mi familia sostuvo con otras con las que teníamos vínculos genéticos. Entre esa afinidad destacaba la que había entre Arturo, padre de Luis, y Tomás, mi padre. Fue Arturo, junto a mi tío Daniel, quien estuvo presente cuando mi padre murió, y fue quien atajó el arranque de ira que me sobrevino ante el dolor de la pérdida.

La vida de Luis estuvo signada desde el principio por hechos de corte trágico, tanto en su propia familia como en las que tenía por vía paterna y materna. En parto controlado por una partera, como todos los que en el pueblo se hacían entonces, Luis nació con un brazo fracturado, y poco tiempo después enfermó de gravedad. Tan mal se le vio que, como su madre estaba devastada viendo que su hijo se le moría, fue mi madre quien le administró al niño Luis el llamado bautismo condicional ya que se creía que no sobreviviría. Pero Luis sobrevivió, y luego fue bautizado en la iglesia del pueblo.

La muerte de Alberto, su casi adolescente hermano mayor, ocurrida en Caracas a los pocos días de llegado a Venezuela, condicionó la vida de Luis por cuanto afectó profundamente la de sus padres y conmocionó a todo el pueblo. Por eso, y desde que Luis apenas tenía unos 6 años, creció en medio de un duelo familiar que años después se renovó con la muerte de su padre Arturo, quien era su ídolo, un hecho con ribetes un tanto extraños.

1960-Con padres

Diciembre/1960. Luis con sus padres, cuando tenía 17 años. Foto que les tomé en la pequeña escalera que daba acceso al patio de su casa.

Arturo salió de su casa para atender una misa de difuntos. Su esposa, Angélica, quedó en la casa, sentada tras una ventana desde donde podía ver cómo él se alejaba rumbo a la iglesia. De pronto, Arturo detuvo su marcha y, en un gesto que nunca antes había hecho, giró en redondo, miró hacia la ventana donde estaba Angélica, y alzando la mano le hizo el acostumbrado gesto con que suele decirse adiós.

Ya en la iglesia, en plena misa, Arturo cayó muerto por un infarto, y así Luis perdió a su ídolo.

Poco tiempo después, Angélica fue a vivir con Luis y su esposa Érika, y creo que hasta el final de sus días, que en su mayoría los pasó vestida de negro, lloró en silencio la muerte de su primogénito y luego, además, la de Arturo.

Pero a pesar de los contratiempos, Luis supo salir adelante en sus actividades laborales —fue director de la agencia de Caja General de Ahorros de La Palma, en El Paso— y financieras y, por lo buena persona que era, se ganó como tal justificado aprecio entre vecinos y conocidos, y el afecto de sus amigos a quienes nos divertía con su fino sentido del humor expresado en relatos de anécdotas de todo tipo y de inesperadas y acertadas respuestas jocosas a comentarios y sucesos.

Para mi madre y hermanos, en especial cuando todos estábamos en Venezuela, fue Luis quien resolvió los problemas que se nos presentaron en Canarias, y nos ayudó como si fuera un miembro más de la familia. Por todo esto viene lo de que, entre él y yo, nos llamáramos amigormano.

1960-CMP, Luis

Agosto/2006. Luis y yo durante la Bajada de la Virgen del Pino

Después de que en los últimos años sufrió muchas afecciones de salud, varias operaciones quirúrgicas y varias hospitalizaciones que lo ponían mal porque detestaba los hospitales, en uno debió estar por semanas, hasta que Luis, que en nada mereció tal calvario, expiró en el Hospital General de La Palma sobre las 6 de la mañana del pasado sábado 30/01/2020.

Como indica la esquela que circuló en el pueblo y que copio abajo, fue sepultado el domingo 31/01/2021 en el cementerio de El Paso en el nicho donde reposan los restos de sus padres.

Que en paz descanses, querido amigormano. Somos muchos los que, con cariño y añoranza, te recordaremos siempre

20210130=Esquela LuisH

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s