[Hum}— Llamadas desde el infierno

En el infierno coincidieron Chávez, Bush y Hitler.

Bush les comentó a los otros dos que había descubierto que en el Infierno había un teléfono y que iba a hablar con el Diablo para pedirle que le dejara usarlo. Y, dicho esto, se presentó ante el Diablo y le pidió permiso hacer una llamada a los Estados Unidos.

El Diablo accedió y Bush habló durante 2 minutos. Cuando colgó, el Diablo le dijo que el costo de su llamada era de 6 millones de dólares. Bush le extendió un cheque de inmediato y pagó así su llamada.

Cuando al reunirse Bush con los otros dos les contó lo que le había pasado, Hitler quiso hacer lo mismo, y habló con Alemania durante 5 minutos. Al colgar, el Diablo le dijo que eran 10 millones de euros. Hitler, asombrado, pagó sin rechistar.

Chávez, que no podía ser menos, sintió ganas de llamar a Venezuela para ver cómo había quedado el país al faltar él, así que solicitó permiso, agarró el teléfono y habló durante 3 HORAS. Cuando al final colgó, el Diablo le dijo que el costo de la llamada era de cien bolívares.

Chávez se quedó atónito, pues había sabido del costo de las llamadas de los otros dos, así que le preguntó al Diablo por qué era tan barato llamar a Venezuela.

El Diablo le respondió: “De INFIERNO a INFIERNO la llamada es local”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s