[Hum}— Fino. Visita al palacio de Blenheim

Durante una visita al palacio de Blenheim, casa ancestral de la familia Churchill, Lady Astor, el icono feminista, debatía con Winston sobre los derechos de las mujeres, siendo él conocido por su desafección total a esta causa. En el punto álgido de su desacuerdo, Lady Astor exclamó:

«Winston, ¡si fuese su esposa, pondría veneno en su vaso!».

A lo cual Churchill replicó:

«Pues yo, Nancy, si fuese su marido, ¡me lo bebería!».

Cortesía de Ramón López

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s