[LE}— Tanto «cotidianidad» como «cotidianeidad» son términos válidos

Tanto cotidianidad como cotidianeidad son términos válidos para referirse a la cualidad de cotidiano.

Usos adecuados

• Sánchez confía en que España recupere pronto la cotidianidad.

• Un experto alerta de que Estados Unidos no está listo para un regreso a la cotidianidad.

• Los riesgos de Internet en tiempos de cuarentena: los delitos informáticos están cada día más presentes en la cotidianeidad de todos nosotros.

El Diccionario de la lengua española recoge ambas formas, aunque remite de cotidianeidad a cotidianidad, que es la regularmente formada a partir del adjetivo cotidiano, la que goza de más uso y la que el Diccionario panhispánico de dudas considera preferible en el uso culto.

En general, los sustantivos terminados en -neidad derivan de adjetivos terminados en -neo, no en -no: simultaneidad, mediterraneidad o idoneidad vienen de simultáneo, Mediterráneo e idóneo. En cambio, los sustantivos terminados en -nidad derivan de adjetivos terminados en -no: africanidad, amenidad y ancianidad derivan de africano, ameno y anciano, entre muchísimos otros ejemplos. Por eso, a partir de cotidiano la formación regular es cotidianidad.

Así pues todos los ejemplos anteriores son válidos.

Fuente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s