[Hum}– El embarazo

Al llegar el autobús a una parada, sube una muchacha que, al ver que no había ningún asiento libre, se dirige a un señor sentado cerca de ella, y le dice:

—Señor, ¿sería usted tan amable de cederme el asiento? Es que estoy embarazada.

El señor la mira bien, y, al comprobar que no tiene muestras de embarazo, le dice:

—¿Embarazada tú? ¿Y de cuánto tiempo?

La muchacha responde:

—De hace media hora, ¡pero es que aún me tiemblan las piernas!

Cortesía de Charo Bodega

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s